La rodocrosita

La rodocrosita. La rodocrosita es de color rosado a anaranjado, con vetas de color blanco.

Se le conoce como la piedra de la vitalidad y el amor.

Es una de las piedras más importantes del chakra del plexo solar, desbloqueando la energía y permitiendo aunar el plano físico y el emocional.

La rodocrosita aporta paz y ayuda a relajar la parte del cuerpo sobre la que se sitúe.

Despierta el amor y la compasión hacia nuestros semejantes, induce al altruismo.

Genera sentimientos de serenidad y armonía interior

Esta indicada en los que sufren de insomnio.

Se recomienda en caso de afecciones de hígado y vesícula.

Previene los ataques mentales y los traumas emocionales extremos.

Abre los chakras del plexo solar.

Afinidad con los signos: Sagitario, Piscis, Libra, Aries, Escorpio, Acuario.

La rodocrosita ayuda a tratar los problemas respiratorios, especialmente el asma.

Para los problemas respiratorios hay que situar la rodocrosita en la zona del plexo solar (por debajo del esternón, entre las costillas).

Migrañas: Para aliviar las migrañas es hay que colocar una pieza de rodocrosita en la parte alta de la columna.

Es un de los cristales minerales más útiles para aliviar y ayudar a superar todo tipo de abusos y traumas emocionales.

En este caso es recomendable llevar en contacto con la piel una piedra (bien sea como colgante o adorno) a la altura del plexo solar.

Rodocrosita y malaquita: En el caso de profundos traumas puede colocarse en la zona del plexo solar piezas de malaquita y rodocrosita.

La malaquita absorberá las energías negativas ayudando a disolverlas, mientras que la rodocrosita aportará paz y armonía.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *